miércoles, 26 de septiembre de 2007

Contra la Alienación: no esperemos a ver qué inventan para silenciarnos

Rebelion. Contra la Alienación: no esperemos a ver qué inventan para silenciarnos

"Buena falta nos hace emprender planes conjuntos, tareas continentales, eventos sistemáticos, acopio de recursos y creatividad lúdico-revolucionaria para afianzar lo mejor que ya se hace, para emprender eso que han anhelado muchas generaciones de trabajadores en la cultura, en las artes, en la pedagogía y la didáctica, en la ciencia... ayudándonos con el inventario de los recursos ya disponibles e inaugurando los horizontes que las tecnologías nuevas ya nos ofrecen.

Buena falta nos hace una Cumbre así para frenar, incluso, el negociado mafioso que perpetran los mass media burgueses con las propagandas políticas. Es imperativo frenar toda forma de chantaje que anhela eternizar el imperio del dinero sobre la democracia. Es inexcusable una acción internacional, un balance de costos, una denuncia de hurtos y un freno definitivo al modelo burgués de financiamiento electoral que sangra el dinero de los pueblos en beneficio de los reyes monopólicos de la farándula mass media.

Buena falta nos hace un encuentro conjunto de presidentes latinoamericanos dispuestos a poner lo que se debe a estas horas en que la dependencia comunicacional nos agobia y amenaza con más de lo peor. Una Cumbre para la Comunicación que desde Cuba, Bolivia, Ecuador... ejerza su derecho y obligación de luchar contra el bloqueo mediático y contra todos los bloqueos. Un encuentro que impulse una re-definición continental sobre la comunicación necesaria y su dialéctica histórica. Una Cumbre bien puesta y bien peinada. Un Cumbre bonita y combativa para la guerra simbólica que debemos ganar a toda costa. Buena falta nos hace la autocrítica sin los paradigmas burgueses.

Eso debe discutirse e impulsarse en una Cumbre ex profeso y sui géneris, como esta, dedicada a la Comunicación que es preocupación y desvelo en todas partes ahora que es la hora en que la crisis burguesa arreciará estrategias para criminalizar, degenerar, pervertir y calumniar todo lo que no sea su reino de explotación, alienación, miseria y barbarie. Urge una Cumbre que siembre la agenda de los años venideros, que la abra a la participación de todos y que se vuelva dinámica y creadora. Que se mueva por todas partes, que emprenda movilizaciones e intervenciones mundiales, que de sur a norte predique con ejemplos su necesidad de aprendizajes y su necesidad de consolidación democrática y socialista. Una Cumbre desde abajo. ¿Es mucho pedir?

Corriente Internacional de la Comunicación Hacia el Socialismo

No hay comentarios: