viernes, 11 de abril de 2008

Correa renueva cúpula de FFAA de Ecuador ante crisis por supuesta filtración


El presidente de Ecuador, Rafael Correa, renovó el jueves la cúpula de las Fuerzas Armadas tratando de conjurar la crisis que desataron sus denuncias sobre una infiltración de la CIA, y advirtió que cortará los que calificó como nexos ilegítimos entre el servicio secreto y agencias extranjeras.

Correa relevó a tres de los cuatro oficiales del alto mando y al jefe de la Policía un día después de haber descabezado al ministro de Defensa, mientras el viceministro de esa cartera, Miguel Carvajal, descartó una sublevación aunque admitió el malestar de la oficialidad.

Al presentar a la nueva cúpula, el jefe de Estado advirtió que cortará las "conexiones ilegítimas" entre los servicios secretos de su país y agencias extranjeras, tras la supuesta filtración de información a Colombia durante la crisis que mantiene rotas las relaciones entre los dos países.

"Para investigar las conexiones ilegítimas de ciertos oficiales y servicios de inteligencia con agencias extranjeras vamos a conformar una comisión civil y militar que nos ayuden a conocer la verdad y terminar con estas prácticas", declaró el mandatario.

Según Correa, la infiltración de la CIA en los cuerpos secretos le permitió a Bogotá obtener información relacionada con la incursión colombiana del 1 de marzo contra la guerrilla de las FARC en Ecuador.

"Inclusive las primeras informaciones que les llegaron a nuestros servicios de inteligencia eran originadas en los servicios de inteligencia colombianos. Mucha de esa información (...) provenía de fuente ecuatoriana", sostuvo.

En ese sentido, reiteró que no permitirá que los servicios de inteligencia "no respondan al gobierno nacional".

Correa separó a los jefes del Comando Conjunto, Héctor Camacho, del Ejército, Guillermo Vásconez, y de la Fuerza Aérea, Jorge Gabela, y ratificó al comandante de la Marina, contraalmirante Livio Espinosa.

Los oficiales habían señalado que habían pedido su relevo ante la desconfianza expresada por el mandatario, pero éste aclaro que fue él quien los dio de baja.

Así, el mandatario ajustó por tercera vez el alto mando desde que llegó al poder hace 15 meses, y posesionó a los nuevos comandantes antes de partir el mismo jueves a México, donde realizará una visita oficial de dos días.

El general Fabián Varela, quien ocupaba la jefatura del Estado Mayor del Comando Conjunto, reemplazó a Camacho, mientras los generales Luis González y José Bohórquez estarán al frente del Ejército y la Fuerza Aérea, respectivamente.

Entretanto, el general Jaime Hurtado reemplazó a Cisneros en la comandancia de la institución policial.

Desde Caracas el presidente venezolano Hugo Chávez apoyó las decisiones de su homólogo ecuatoriano. "Desde aquí apoyamos y apoyaremos siempre al digno presidente ecuatoriano Rafael Correa. El ha denunciado algo que ya aquí nos ocurrió", dijo.

No obstante la crisis militar, el viceministro de Defensa consideró que no existe riesgo de una sublevación al tiempo que la Asamblea Constituyente -de mayoría oficialista- aprobó una resolución de respaldo a Correa.

El miércoles el mandatario posesionó a su secretario Javier Ponce como nuevo ministro de Defensa, quien anunció que ajustará la cooperación con Estados Unidos.

"El valor de hablar de la intromisión de la CIA en nuestro país, lejos de ocasionar el rompimiento de vestiduras, debe ser una oportunidad para continuar ajustando la cooperación internacional con los objetivos nacionales", afirmó Ponce.

Fuente