domingo, 12 de diciembre de 2010

Estados Unidos y su expediente criminal: El Imperio al desnudo.

La feroz campaña de intimidación en contra de Wikileaks está estremeciendo a defensores de la libertad de prensa en todo el mundo.

Expertos legales opinan que es probable que Wikileaks ho haya vulnerado ninguna ley. Sin embargo, destacados políticos estadounidenses lo han tachado de grupo terrorista y se ha llegado a insinuar que habría que matar a los miembros de su equipo. La organización está sufriendo un ataque masivo por parte de gobiernos y corporaciones, pero WikiLeaks se está limitando a publicar información facilitada por confidentes, en colaboración con algunos de los periódicos más prominentes del mundo (New York Times, The Guardian, Spiegel, El País), quienes examinan cuidadosamente la información antes de publicarla.

Esta gigantesca intimidación extra-judicial constituye un ataque a la democracia misma. De manera urgente, necesitamos alzar nuestras voces en defensa de la libertad de prensa y expresión. (Avaaz.org)

WikiLeaks no está actuando sola. Está trabajando conjuntamente con destacados periódicos a nivel mundial (New York Times, Guardian, Der Spiegel. El País, etc) para evaluar cuidadosamente 250,000 cables diplomáticos de los EE.UU. y eliminar cualquier información cuya publicación fuese irresponsable. Solamente 800 cables han sido publicados hasta la fecha. Anteriores revelaciones de WikiLeaks han destapado casos de tortura a manos de gobiernos, el asesinato de civiles inocentes en Irak y Afganistán, y escándalos de corrupción en el seno de grandes corporaciones.

El gobierno de los EE.UU. está agotando todos los posibles cauces legales para impedir que WikiLeaks publique más cables, pero lo cierto es que las leyes democráticas protegen la libertad de prensa. Es muy posible que los Estados Unidos y otros gobiernos no sean partidarios del tipo de legislación que protege nuestra libertad de expresión, pero es precisamente por ello por lo que es crucial que existan dichas leyes, y que sólo a través de un proceso democrático sea posible reformarlas.

Es normal que existan desacuerdos sobre si WikiLeaks, y los periódicos con los que está colaborando, están diseminando más información de la que los ciudadanos debieran conocer; o si las informaciones publicadas debilitan el principio de confidencialidad diplomática, y si eso es algo bueno. O sobre si el fundador de Wikileaks, Julian Assange, tiene la personalidad de un héroe o de un villano.Pero nada de esto justifica la encarnizada campaña de intimidación dirigida a silenciar un medio de comunicación legalemprendida por gobiernos y corporaciones. Avaaz.org.)

Jefe de Derechos Humanos de ONU preocupada por ataques contra WikiLeaks
Julian Assange, fundador de WikiLeaks, fue transferido a una unidad segregada en la prisión de Londres donde ha permanecido detenido desde principios de esta semana. Los abogados de Assange solicitarán su libertad bajo fianza en una audiencia que se realizará el próximo martes. Assange fue detenido en cumplimiento de una orden internacional de arresto en su contra por cargos de delitos sexuales en Suecia. No ha sido acusado de ningún delito, pero está requerido para ser interrogado porque habría mantenido contacto sexual ilícito con dos mujeres. El jueves, los abogados de Assange lo desvincularon de una ola de ataques cibernéticos contra empresas y otras entidades que han tomado medidas contra WikiLeaks. Las empresas, que incluyen a PayPal, Mastercard, Visa y Amazon, cortaron sus vínculos con WikiLeaks luego de que el gobierno estadounidense condenara la divulgación de los cables diplomáticos secretos. La Alta Comisionada por los Derechos Humanos de la ONU, Navi Pillay, declaró en Ginebra que las medidas contra WikiLeaks podrían ser violatorias de su derecho a la libre expresión.
La Alta Comisionada de Derechos Humanos de la ONU, Navi Pillay, declaró: "Estoy preocupada por los informes de la presión ejercida sobre empresas privadas como bancos, compañías de tarjetas de crédito y proveedores de servicios de Internet para que cierren las líneas de crédito para las donaciones a WikiLeaks o para que no alberguen su sitio web o los sitios espejo. Si bien no está claro si esas medidas individuales adoptadas por actores privados infringen directamente las obligaciones de derechos humanos de los estados de garantizar el respeto de la libertad de expresión, consideradas en su conjunto podrían interpretarse como un intento de censurar la publicación de información, y de esa manera, constituir una eventual violación del derecho de WikiLeaks a la libertad de expresión".
A pesar de haber eliminado a WikiLeaks de sus servidores, el sitio web de Amazon en Gran Bretaña sigue vendiendo los cables en formato electrónico descargable. (Democracy Now!)

Ejército prohíbe utilización de medios extraíbles para detener filtraciones
El Departamento de Justicia afirma seguir considerando los cargos legales contra Assange, que incluyen posibles violaciones a la Ley de Espionaje. El ejército estadounidense, mientras tanto, está adoptanto nuevas medidas para impedir más filtraciones. Según la revista Wired, las tropas recibieron la orden de no usar más CD, DVD, memorias en miniatura y toda otra forma de medios extraíbles a riesgo de enfrentar una corte marcial.


Lula respalda publicaciones de WikiLeaks
Los partidarios de WikiLeaks, mientras tanto, se están movilizando en el mundo entero. El jueves se congregaron manifestantes en las afueras del Edificio Federal de Estados Unidos en Nueva York para denunciar los ataques contra WikiLeaks. Centenares de personas participan hoy en concentraciones en Australia, país de origen de Julian Assange, para reclamar al gobierno que lo respalde. En Brasil, el saliente Presidente Luiz Inacio Lula da Silva emergió como uno de los partidarios de más alto perfil a la fecha y expresó un mensaje de solidaridad.
El Presidente brasileño Luiz Inacio Lula da Silva dijo: "Culpen a los que escribieron las tonterías, de lo contrario no hubiera habido semejante escándalo. Por lo tanto, a Wikileaks, le expreso mi solidaridad en lo que respecta a la divulgación de estos cables y protesto contra (las restricciones) a la libertad de expresión".

El presidente venezolano Hugo Chávez dijo el jueves que los cables de la diplomacia estadounidense divulgados por Wikileaks ponen al descubierto “la guerra sucia de las embajadas yanquis” y el “maltrato” de Estados Unidos a su “gran amigo”, el primer ministro ruso Vladimir Putin.

“¿Viste los cables de Wikileaks que están saliendo? Están saliendo los informes sucios y la guerra sucia de las embajadas yanquis en todo el mundo. ¿Ven cómo tratan hasta a los líderes de los países poderosos? ¿Cómo maltratan a ese gran amigo nuestro que es Vladimir Putin? ¡Le faltan el respeto!”, dijo Chávez a un grupo de afectados por las fuertes lluvias en Venezuela.

“Al presidente (de Rusia, Dimitri) Medvedev, también le faltan el respeto a los chinos. ¡A todo el mundo! Imagínate, a nosotros qué nos queda, a nosotros nos dicen de todo: que somos de la mugre para abajo”,

continuó el mandatario.

Wikileaks ha filtrado y publicado a través de un grupo de diarios en distintos países, una serie de cables secretos de la diplomacia estadounidense, entre los que se encuentran unos que califican a Rusia de “Estado mafioso virtual”, tildan a Medvedev de “insulso y dubitativo” y a Putin de “macho dominante”.

La búsqueda de Julian Assange, el fundador de la página web Wikileaks solicitado por la policía sueca por una historia de violación, "parece" tener "motivaciones políticas". Se informó desde Londres a uno de sus abogados, Mark Stephens. Entrevistado por la BBC, la editorial jurídica más controvertida y activista en el planeta, dijo que estaba "preocupado por las motivaciones políticas que parecen estar detrás" de la historia.

Assange, un ciudadano australiano de 39 años, es objeto de una orden de arresto internacional emitida por Interpol a petición de Suecia por un supuesto caso de asalto sexual en el que los acontecimientos han coincidido con el escándalo en el mundo WikiLeaks tras la publicación de la correspondencia confidencial entre el EE.UU. Departamento de Estado y embajadas estadounidenses en cientos de países. Una coincidencia sospechosa, abogado secono Assange, que se encuentra actualmente en Gran Bretaña. Stephens dijo que estaba seguro de que Assange serán extraditados a los EE.UU. una vez en manos de la policía sueca.

El abogado insistió en que Assange han intentado en varias ocasiones para reunirse con el fiscal sueca público encargado de su expediente, pero fue en vano. Para reforzar su creencia de que, una vez detenido en Suecia, que su cliente sea extraditado a los EE.UU., Stephens dijo que las relaciones entre Washington y Estocolmo son tan estrechas, que Suecia "puso a disposición sus recursos y sus instalaciones" para los vuelos secretos que la CIA organizó a raíz del 11 de septiembre de 2001 y el transporte y el terrorismo interrogar a sospechosos en el extranjero.

Entonces el abogado le dijo que Estados unidos hizo "declaraciones belicosas" contra Assange. Al igual que las de Robert Gibbs, portavoz de la presidencia estadounidense, de modo que lo que Wikileaks, que contribuye a su difusión de información confidencial son "criminales", autores de "violaciónes graves de la ley," una grave amenaza para los que "el plomo y ayudar a" la política exterior estadounidense. También en los EE.UU., parlamentarios independientes y senadores republicanos anunciaron esta semana la presentación de un proyecto de ley cuyo objetivo es facilitar los procedimientos legales contra Wikileaks y Assange, no el primero "un sitio de información" y no "ser el segundo un periodista, en las palabras del senador republicano John Ensign.



1 comentario:

olivia kroth dijo...

Adelante Wikileaks, viva Julian Assange !

http://olivia2010kroth.wordpress.com